INICIO

BIOGRAFIA

DISCOGRAFIA

LETRAS CANCIONES

PERLAS SABINIANAS

CARATULAS DISCOS

LIBROS

FOTOS

CARICATURAS

LIBRO DE VISITAS

INFO - WEB

CONTACTA

MIS OTRAS WEB

VALLADOLID - WEB

FOTOS DE VIAJES

EL CINE

© m@guadi - 2004


 

LETRAS DE LAS CANCIONES

 

 

FLORES EN SU ENTIERRO

 

Excepto las de la imaginación

había perdido todas las batallas.

Un domingo sin fútbol nos contó,

vencido, que tiraba la toalla

y nadie lo creyó.

Pero, esta vez, no iba de farol;

al día siguiente se afanó una cuerda

y, en lugar de rezar una oración,

mandó el mundo a la mierda

y de "un palo borracho" se colgó.

Debía "luca y media" de alquiler,

dejó en herencia un verso de Neruda,

un tazón con pestañas de papel

flotando en el café

y una guitarra tísica y viuda.

Lo poco que tenía lo invirtió

en un hueso de lujo para el perro

y en pagar al contado la mejor

corona que encontró...

para que hubiera flores en su entierro.

Veinte años atrás lo conocí

en Londres, conspirando contra Franco.

Era el rey del aceite de hashís

y le excitaba más robar un banco

que el mayo de París.

Por Florida lo vi la última vez

con su traje anacrónico y marchito;

estudiando el menú de un cabaret

"-¡Hay comida, mi plato favorito!"

gritó para joder.

Debía "lica y media" de alquiler,

dejó en herencia un verso de Neruda,

una lágrima de Lilí Marlen

flotando en el café

y una guitarra tísica y viuda.

Lo poco que tenía lo invirtió

en un hueso de lujo para el perro

y en pagar al contado la mejor

corona que encontró...

para que hubiera flores en su entierro.

Parece que fue ayer cuando se fue

al barrio que hay detrás de las estrellas,

la muerte, que es celosa y es mujer,

se encaprichó con él

y lo llevó a dormir siempre con ella.

 

 

 

Gracias por visitar mi página

m@guadi

 


 

Última actualización: miércoles, 25 de noviembre de 2009